Sobre el botiquín de primeros auxilios

Imagínate esta situación: Estás aseando a tu caballo cuando de repente se asusta y comienza a tirarse hacia atrás mientras está atado, y en la parte superior se te olvidó usar el nudo de seguridad,  entonces corres rápidamente hacia el tack para buscar un cutter o algo para cortar, y ¡no hay nada! Eventualmente, encuentras un  cuchillo cerca del pajar, y rápidamente regresas con tu caballo para cortar la cuerda de plomo.

Después de que se calmó el caballo, te enteras de que tiene un corte en la pata trasera, y no encuentras un  antiséptico o algo para limpiar, y cuando decides llamar al veterinario, te das cuenta de que nunca anotaste  ningún número de teléfono.

¡Es tiempo de hacer un botiquín de primeros auxilios!

¿Qué necesitas para hacer tu botiquín?

 

1. Un termómetro

Es muy útil para conocer la temperatura normal de un caballo en reposo. El  termómetro es necesario en caso de que el caballo muestre signos de enfermedad. Es probable que el veterinario te pregunte si el caballo tiene alta temperatura, y ésta puede ser un buen indicador para saber si llamarle o no.  La temperatura normal de un caballo en reposo es aproximadamente de 37.5 a 38.3 grados centígrados. Asegúrate de utilizar  una cadena en el termómetro para prevenir o evitar que el caballo se la trague. Otra forma de medir la temperatura, es en el ano del caballo.

2. Antiséptico y limpiador de heridas 

Pomada o gel de “Yodo”(povidona yodada) es un compuesto cuyo principio activo es el yodo, es antiséptico y limpiador de heridas. Si estás seguro de que la herida no necesita ser cosida, solo límpiala y aplica este antiséptico. El veterinario no podrá suturar hasta que ésta esté limpia; entonces, en este caso no limpies la herida con dicho antiséptico, hasta que él haya visto la herida y recomendado que lo uses.

En caso de usar este antiséptico para limpiar una herida,  una vez utilizado puedes revisar  un par de veces por día, que la herida no se hinche o se caliente, ya que lo anterior son signos de infección. Cada agente limpiador  tiene su propio instructivo, antes de usarlo, léelo atentamente.

Nota: Cuando tu caballo tiene  una herida, siempre revisa que esté vacunado contra el tétano.

3. Vendas de tela, gasas, y vendas autoadheribles

Las vendas deberán estar estériles. Son muy útiles ya que proporcionan un tiempo de

espera seguro mientras llega el veterinario. Por ejemplo, puedes usarlas cuando un caballo tiene una herida en la pierna, o está hinchada la misma, o tiene una punción en el casco.

4. Cutter o cuchillo afilado

Nunca se sabe lo que sucede cuando se está alrededor de los caballos. Una vez tuvimos un caballo que quedó atrapado con su pezuña en un cubo de alimentación, tuvimos que cortar el cubo, parecía que llevaba un estorbo.

Vaselina

Cuando tu caballo tiene una marca de la brida, al terminar la monta puedes  untarle en su piel un poco de vaselina, ésta le proporciona muy buena película protectora y lubrica cualquier superficie. Si algún día algo se queda atascado ¡usa vaselina!, al igual que cuando deseas quitarte un anillo de tu dedo.

Nota: No uses la vaselina cuando los caballos están en pleno sol al exterior, ya que su piel se quema fácilmente.

6. Protector solar

PROTECTORES PARA PATAS

Es muy adecuado siempre mantener en su botiquín protectores limpios para cualquier emergencia, ya que le servirán adecuadamente para cubrir heridas, cortes o pinchazos.

VENDAJES ADHESIVOS

Son muy útiles para mantener una curación en su lugar.

7. CREMA DE ÓXIDO DE ZINC

8 CREMA O POMADA ANTISÉPTICA

Aceite de ricino, muy útil para reblandecer

  • Antiséptico, para la limpieza de las heridas
  • Rollo de apósitos
  • Vendas (grandes y normales)
  • Agua oxigenada, sólo para las heridas punzantes del casco (siempre bajo indicación del veterinario)
  • Linimento para golpes, a utlilizar para endurecer la piel que ha sufrido una rozadura o mataduras que han sido ocasionadas por la cincha, una vez ha sido curada la herida.
  • Sulfato de magnesio y glicerina en pomada.
  • Tijeras
  • Algodón, esparadrapo y gasas estériles, para las curas
  • Almohadilla, para la inflamación de las extremidades
  • Guantes, para trabajar con animales con posibles enfermedades infecciosas
  • Jabón desinfectante
  • Suero fisiológico
  • Buscapina
  • Depocillín
  • Antinflamatorio oftálmico
  • Jeringas de 20cm con aguja.
  • Pinzas y tijeras
  • Sulfato de magnesio
  • Termómetro
  • Toalla
  • Vaselina
  • Venda adhesiva elástica

HERIDAS COMUNES EN EL CABALLO :

Heridas abiertas: En este tipo de heridas se observa la separación de los tejidos blandos. Este tipo de herida tiende a infectarse fácilmente. Heridas cerradas:Son aquellas en las que aparentemente no hay lesión, sin embargo, la hemorragia se acumula debajo de la piel, en cavidades o viceras. Aunque, aparentemente no ha sucedido nada, las lesiones internas pueden ser de gravedad. Este tipo de lesiones deben ser tratadas por un veterinario inmediatamente.

Heridas simples :Son heridas que afectan la piel, sin ocasionar daño en órganos importantes como: rasguños, heridas pequeñas, arañazos. Heridas complicadas :Son heridas extensas y profundas con hemorragia abundante; generalmente hay lesiones en músculos, tendones, nervios, vasos sanguíneos, órganos internos y puede o no existir perforación visceral.

HERIDAS POR EL TIPO DE OBJETO: Es importante determinar el objeto o la acción que causo la herida, de esta forma será mucho más fácil saber el tipo de atención que requiere la herida.

Heridas cortantes Producidas por objetos con extremos filosos como latas, vidrios, cuchillos, que pueden seccionar músculos, tendones y nervios. Los bordes de la herida son limpios y lineales, la cantidad del sangrado depende del lugar y la cantidad de los vasos sanguíneos lesionados.

PRIMEROS AUXILIOS Una vez conocida el tipo de herida y el objeto que lo causó podemos decidir como vamos a realizar esos primeros auxilios y si serán suficientes o debemos ir inmediatamente a ver un veterinario o médico en el caso de un jinete. Indicando por orden cronológico las pautas a seguir serían;

1. Lavarse bien las manos y ponerse guantes de latex

2. Sacar el objeto extraño con cuidado de no profundizar en exceso y de no dejar nada dentro (utilizar pinzas si es una astilla)

3. Limpiar la herida si no es limpia y reciente

4. Desinfectar con betadine (dejar secar unos minutos)

5. Aplicar una porción abundante de Furacín en unas gasas estériles

6. Vendar con la venda elástica sin estirarla ni apretarla.

 

El botiquín equino

De aquí podeis coger lo que mas veais necesario.

El botiquín de primeros auxilios es indispensable , para un jinete con caballo propio, así si hay alguna emergencia podemos atender a nuestro caballo ,mientras que no  viene un veterinario o algún otro especialista

http://blogcaballolauralope.blogspot.cl/2012/03/el-botiquin-equino.html

http://www.ventadecaballos.es/salud-caballo/botiquin-de-primeros-auxilios-de-jinete-y-caballo/1244

https://www.ridercollection.com/blogs/news/10578441-botiquin-para-caballo-y-o-jinete-kit-de-primeros-auxilios

Kit de Primeros Auxilios para tu Caballo

 

 

 

Facebooktwittergoogle_plus

También te podría gustar...

Deja un comentario