¿Problemas de salud?

Existen diferentes aspectos externos que nos indican el buen estado de salud de nuestro caballo y otros signos, que pueden resultar suficientes para alertarnos si algo no está bien.

El caballo debe mostrarse habitualmente alegre y vigoroso. Sus ojos estarán brillantes, los tejidos elásticos su pelaje lustroso y sin caspa. El color de las encías debe ser rosado.

Normalmente se mantendrá de pie, durante el día y apoyado sobre las cuatro patas, aunque a veces puede hacerlo sobre tres, dejando descansar una trasera.  Es posible que esté tumbado alguna vez, pero lo normal es que se levante cuanto entramos en la cuadra.

Al limpiarle los cascos, deberemos comprobar que sus extremidades no tienen calor ya que esto es aviso de algún problema.

http://www.mailxmail.com/curso-conocimientos-sobre-caballo/salud-caballo

 

1.-

2.-

Facebooktwittergoogle_plus

¿Problemas de salud?

¿Problemas de salud?

Reconocer algún problema en el caballo dependerá de los conocimientos que tenga el jinete o responsable de la cuadra.

Cuanto más sepa sobre la anatomía, la fisiología, el comportamiento y el ambiente normal del animal, más capacidad tendrá de reconocer las sutiles señales que pueden indicar el inicio de un problema. Hay que observar cuidadosamente el comportamiento del caballo para aumentar la posibilidad de percibir los cambios.

El hecho de que el caballo no pueda decirnos directamente qué le pasa, causa un sinfín de interpretaciones incorrectas, incluso con jinetes experimentados. Es quizá uno de los retos más importantes a los que nos tenemos que enfrentar si queremos tener el caballo sano en todo momento.

Reconocer algún problema en el caballo dependerá de los conocimientos que tenga el jinete o responsable de la cuadra. Cuanto más sepa sobre la anatomía, la fisiología, el comportamiento y el ambiente normal del animal, más capacidad tendrá de reconocer las sutiles señales que pueden indicar el inicio de un problema.

Hay que observar cuidadosamente el comportamiento del caballo para aumentar la posibilidad de percibir los cambios. El hecho de que el caballo no pueda decirnos directamente qué le pasa, causa un sinfín de interpretaciones incorrectas, incluso con jinetes experimentados. Es quizá uno de los retos más importantes a los que nos tenemos que enfrentar si queremos tener el caballo sano en todo momento.

http://www.ecuestre.es/caballo/mundo-ecuestre/articulo/%25c2%25bfproblemas-de-salud#

Facebooktwittergoogle_plus

También te podría gustar...

Deja un comentario